Inicio  >  Blog  >  Actualidad
Perros y conejos. ¿Son compatibles como mascotas?
21 Apr

Perros y conejos. ¿Son compatibles como mascotas?

Los perros y los conejos sí son compatibles como mascotas, pero hay que tener en cuenta una serie de aspectos. ¡Toma nota!

Índice

¿Los perros y los conejos son compatibles como mascotas?

Las mascotas nos acompañan en el día a día y son mucho más que unos simples animales de compañía, pasando a ser un miembro más de la familia desde el primer momento.

Esto hace que muchas personas quieran tener más de una mascota en el hogar, pero tengan dudas sobre la compatibilidad de dos especies diferentes.

Dicho esto, más allá de los gatos, en España, los perros y los conejos son dos de las principales mascotas presentes en los hogares. Pero, ¿es compatible tener un perro y un conejo como animales de compañía?

La respuesta es sí, los perros y los conejos pueden convivir perfectamente, pero hay que tener una serie de aspectos en cuenta, como el carácter de cada animal. Y es que, del mismo modo que las personas, cada animal tiene su propio carácter.

Dicho esto, en caso de que quieras tener a ambos animales como mascotas, a continuación te vamos a dar una serie de tips para la buena convivencia entre perros y conejos en casa. Toma nota porque esto te interesa.

Consejos para la buena convivencia entre perros y conejos

La importancia de un entorno adecuado

Lo más importante es que haya un entorno adecuado y seguro para ambas mascotas, y especialmente para los conejos, que obviamente, al ser más pequeños, también están menos protegidos.

Por ello, dando por hecho que el perro vivirá en libertad en el hogar, necesitas una jaula para conejos vallada de alta calidad, que le permita mantenerse alejado del perro y le aporte la seguridad necesaria.

Ten en cuenta que al fin y al cabo, la jaula será el hogar de tu conejo, ya que es donde más tiempo pasará al cabo del día. Por ello, es fundamental utilizar una jaula que le aporte todas las comodidades necesarias para disfrutar de una buena calidad de vida, que sea lo suficientemente amplia y le aporte la máxima seguridad.

Nuestra recomendación es optar por una jaula vallada, que son mucho más avanzadas que las clásicas jaulas tradicionales y ofrecen múltiples ventajas, ya que son más espaciosas, accesibles, adaptables e incluso económicas.

Primer contacto

Más allá de la jaula, para la buena convivencia, el primer contacto entre ambos animales también será crucial, ya que los perros son animales muy defensivos y celosos con su territorio.

Lo ideal es que la primera toma de contacto se lleve a cabo en territorio neutral, para evitar que el perro pueda sentir una amenaza de su territorio, lo que podría provocar que atacase al conejo. Así mismo, para reducir los riesgos, mantén al perro con la correa puesta e incluso con un bozal si fuera necesario.

Salidas del conejo de la jaula

Aunque la jaula será el hogar principal de tu conejo, es recomendable que poco a poco vaya saliendo de la jaula, para que pueda explorar, ejercitarse y salir de su zona de confort.

Aunque más adelante es posible que no sea necesario, al principio, deja salir a tu conejo en una habitación cerrada, a la que no pueda entrar el perro, por lo que pueda pasar.

¿Acceso libre?

Con el paso del tiempo, deja a tu conejo pasear por el hogar con el perro atado y con bozal, para que vaya acostumbrándose a su presencia poco a poco y, llegue el momento en que ambos animales puedan interactuar y convivir amistosamente.

Aun así, es importante estar siempre atentos para actuar rápidamente en caso de que algo no vaya bien. Así mismo, cuando tu conejo se encuentre fuera, debes dejar la puerta de la jaula abierta, para que en caso de que sienta temor o cualquier tipo de peligro, pueda volver a su hogar rápidamente.



Deja un comentario

COMPARTIR