Inicio  >  Blog  >  Actualidad
Cómo eliminar correctamente las garrapatas
28 Nov

Cómo eliminar correctamente las garrapatas

Eliminar las garrapatas de un perro es una de las situaciones que más nos preocupa. En el blog de hoy te contamos!

Índice

Eliminar las garrapatas de un perro es una de las situaciones que más nos preocupa. En el blog de hoy te contamos qué son las garrapatas, cómo detectarlas, y cómo quitar una garrapata de tu perro o gato de manera segura y eficaz. 

¡Continua leyendo!

¿Qué son las garrapatas?

Se trata de un tipo de parásito que se engancha a la piel de los perros, gatos y otros animales. Una vez que están bien enganchadas, inyectan su saliva y chupan la sangre. Normalmente, se instalan en zonas como las orejas, los ojos, la nuca, el cuello o los dedos. 

Generalmente, las garrapatas se encuentran en zonas con césped, arbustos y árboles, incluidos algunos jardines. Y su mayor actividad está presente, sobre todo, desde primavera hasta otoño, con altas temperaturas y humedad. 

Quitar una garrapata es fácil si lo hacéis bien pero, en caso contrario, puede resultar muy peligroso porque la cabeza puede quedarse dentro de la piel del animal y provocarle una grave infección. Son portadoras de virus, parásitos y enfermedades infecciosas muy perjudiciales para nuestra mascota.

¿Cómo detectarlas?

Después de pasear, comprueba siempre si tu perro tiene alguna garrapata. Las garrapatas pueden encontrarse en cualquier parte del cuerpo. Por ello, revisa bien las orejas, el cuello y demás partes de tu peludo. 

¡ATENCIÓN! Si tu perro se rasca más de lo habitual o presenta una leve hemorragia en la piel, que a veces va unida a una pequeña erupción, hinchazón de la zona o rojez, tiene garrapatas.

Garrapatas.jpg

¿Cómo quitar una garrapata?

Cuando una garrapata se acaba de enganchar, es fácil eliminarla cepillando el pelo del animal, siempre y cuando no haya tenido tiempo de engancharse por completo a la piel.

Aún así, la forma más habitual de hacerlo es usando unas pinzas especiales. 

Pasos a seguir: 

1- Tumba a tu perro en una posición cómoda. Elige una zona bien iluminada.

2- Con la ayuda de las pinzas o del utensilio para quitar garrapatas, agarra la garrapata lo más cerca posible de la superficie de la piel. Tira suavemente para extraer la cabeza. ¡Presta especial atención a esta parte! Si aprietas mucho las pinzas o tiras muy deprisa la cabeza podría quedar dentro y provocar infecciones en el animal.

3- Después de quitar la garrapata, limpia bien la zona de la mordedura con agua y jabón, y después utiliza una gasa empapada en yodo. 

4- Para deshacerte de la garrapata, sumérgela en alcohol, introdúcela en una bolsa o contenedor sellado, envuélvela bien con cinta adhesiva o tírala al inodoro. No aplastes nunca una garrapata con los dedos porque todavía podría transmitir enfermedades.

5- Lávate las manos con alcohol, con antiséptico o con agua y jabón.

 

También existen algunos remedios caseros que ayudan a quitar las garrapatas a los perros. 

Infusión de manzanilla

La infusión de manzanilla es una forma muy rápida de eliminar las garrapatas ya que su olor las repele. Solo tendrás que preparar una infusión de manzanilla y con la ayuda de una toalla aplicarla sobre la mascota. Además, la manzanilla es un excelente antiinflamatorio y antiséptico natural. Y por lo tanto, muy beneficiosa para aliviar la herida de la picadura.

Cítricos

Un claro ejemplo es el limón. Basta con hervir dos trozos de limón durante un minuto y medio.  Después se debe poner a fuego lento durante una hora aproximadamente. Dejamos enfriar. Una vez fría, pulverizamos la mezcla sobre nuestra mascota. ¡Las garrapatas se van al momento!

Vinagre de manzana

El vinagre de manzana es una buena opción para hacer desaparecer las garrapatas de los perros. Para ello, se necesita mezclar agua y vinagre. Con un trapo limpio mojado, se aplica sobre la piel del perro. El olor que produce resulta bastante desagradable a las garrapatas. 

Aceite de oliva o vaselina

Tanto el aceite de oliva como la vaselina pueden aplicarse sobre la zona donde esté la garrapata. De esta manera, el parásito se sentirá ahogado y se separará de la piel de nuestra mascota.

 

Recuerda que todas estas indicaciones sirven en caso de encontrar un par de garrapatas en tu perro. En casos más graves, con tu veterinario

¡Y no te olvides de la prevención para que no vuelva a pasar! Las garrapatas pueden transmitir enfermedades muy peligrosas a tu perro.

 

Esperamos que este post te haya sido de utilidad y que lo compartas con otros a los que les pueda resultar interesante. 

¡No dudes en ponerte en contacto con nosotros si tienes alguna duda!

Y recuerda que también puedes encontrarnos en Instagram y Facebook, donde podrás estar al día de las noticias más importantes del mundo animal. 

¡Buen día!





Deja un comentario

COMPARTIR